Salón de Detroit: así es el nuevo Hyundai Veloster

La principal novedad de Hyundai en el Salón Internacional del Automóvil de Detroit es el Veloster. Aquel hatchback de cuatro puertas que supo cautivar con su diseño se renueva y ahora con una versión deportiva. 
Exteriormente podemos ver que el nuevo Veloster pierde la esencia del primero, las líneas ahora resaltan la aerodinámica y le dan la estética de hot hatch. Este producto fue creado en Namyang, pero fue puesto a punto en la pista más exigente del planeta: Nürburgring. Tal y como dice Hyundai, la "N" simboliza una chicane, donde este nuevo Veloster N fue testeado y demostró dar sus máximas prestaciones. 

El corazón de este Veloster N, es un motor turbo de 2.0 litros T-GDI con dos niveles de potencia: 250 y 275 Cv, este último con un torque de 353 Nm. La tracción es delantera y se acopla únicamente a una transmisión manual de seis marchas. Cuenta con un diferencial electrónico de deslizamiento limitado, "Rev Matching" (ajuste de revoluciones) y Launch Control para lograr unos tiempos de salida excepcionales. 
Junto a este Veloster N se presentaron también las versiones más urbanizadas, una denominada "Veloster" a secas y el otro "Veloster Turbo". El primero equipa un motor de 2.0 litros de 147 Cv que se puede asociar a una transmisión manual o una automática de seis marchas. El motor del "Turbo" es un 1.6 litros de inyección directa y turboalimentado que puede entregar 201 Cv de fuerza. Este motor puede asociarse a una transmisión manual de seis marchas al igual que el 2.0 o a una automática de doble embrague y siete marchas. 

La suspensión se ajusta eléctricamente dependiendo del modo de conducción seleccionado, que, por cierto, son cinco: Eco, Normal, Sport, N y N Custom. Además de cambiar la dureza de la suspensión, alteran el funcionamiento del ESP, el sonido, la dirección y el funcionamiento del diferencial. Cuando se maneja en pista, el conductor puede seleccionar el Rev Matching nombrado anteriormente. Esto aumenta las revoluciones entre marcha y marcha para siempre tener potencia al momento que pisamos el acelerador. Además, mediante la función Overboost se consigue un 8% más de potencia por unos segundos. 

La dirección es asistida eléctricamente y se calza a unos neumáticos de alto rendimiento "Hyundai N Michelin", con llantas de 18 o 19". En el interior, se aprecia un ambiente muy deportivo desde el vamos. El instrumental fue completamente rediseñado, al centro de la consola, se encuentra una pantalla flotante táctil de 8" en la que podemos controlar varios parámetros del auto. Cuenta con un medidor de fuerzas G y sobre todo, Hyundai hace hincapié en el medidor de palpitaciones por minuto y no las clásicas RPM. 

0 Comentarios:

Publicar un comentario