Así es el nuevo Rolls Royce Phantom

Aquel auto de lujo que iniciaba su comercialización en 1925 se actualiza por octava vez completamente. Estrena una nueva plataforma y motor turboalimentado.  
Exteriormente parece un simple facelift, pero es mucho más que eso. Esta es la octava generación y precisamente, los cambios mayores están ocultos a la vista. Como ya viene sucediendo en los últimos Rolls Royce, el diseño luce más moderno con unas ópticas full-led pero mantiene la esencia de la marca, la parrilla en acero inoxidable pulida a mano junto al "Espíritu del éxtasis", en otras palabras, la estatuilla que al encender el auto sale a la superficie. La plataforma donde se monta este nuevo Phantom es creada completamente de cero, es decir, no utiliza ninguna ya creada por el Grupo BMW anteriormente. En comparación con la anterior generación, se ganó un 30% más de rigidez torsional y una mayor insonorización.


Con el fin de ser el auto más silencioso del mundo, Rolls Royce incorporó en las ventanillas un doble cristal de 6 mm de espesor, más de 130 kg en elementos para la aislación, entre lo que se encuentran las planchas en todas las puertas, suelo, techo y baúl. Además, incorpora neumáticos creados específicamente, que estos mismos pueden reducir el ruido en marcha en 9 DB. 
La suspensión con la que se equipa de serie este Phantom es neumática con ajuste de altura automático. Mediante una cámara ubicada en la parte frontal, va anticipando las condiciones de la ruta y gracias a esto, ajusta la dureza y nivel de confort del mismo. El motor, cambia rotundamente con el de la generación anterior. Abandona la denominación "aspirado" para pasar a ser un bi-turbo. Este V12 de 6.75 litros de cilindrada puede entregar una potencia de 571 Cv de fuerza y 900 Nm de torque a tan solo 1.700 Rpm. Una cifra de torque descomunal, pero sorprende aún más en las revoluciones donde lo entrega.  

En el interior se encuentra un ambiente ya conocido, pero renovado. El mítico instrumental con cuatro instrumentos análogos es sustituido por un tablero digital con retroiluminación LED y alta definición de 12,3 pulgadas. Como ya se sabe, cada Rolls Royce que salga de su fábrica en el Reino Unido será diferente por dentro. Por ejemplo, en los asientos traseros se podrá optar por una mini heladera con dos copas, o un simple apoyabrazos. Es un auto en el que se podrán ver las estrellas, literal. El techo, podrá contar con una proyección hecha por LEDs de un cielo nocturno estrellado que se hizo tan famoso en estas obras de arte.

0 Comentarios:

Publicar un comentario