Salón de Detroit: Ford renovó al F-150

Con un nuevo diseño frontal y trasero, así como una mejorada gama de motores y apliques tecnológicos, la F150 promete mantenerse en la cima de Estados Unidos.



Una de las grandes novedades de esta pick-up más allá de su nuevo diseño, es que toda su estructura está hecha con una aleación de aluminio de grado militar, lo que permite tener muy buena rigidez sin tener un peso excesivo, que a su vez lleva a la F150 a tener mejor capacidad de carga y de remolque frente a las anteriores.



El diseño frontal mantiene el diseño de las luces frente al modelo anterior, pero con una parrilla que podría decirse está exagerada, busca llamar la atención y a la vez imponer. En el lateral no hay mucho para decir, línea típica de pickup. La zona trasera si que es mucho más simple y no tiene toda esa robustez del frontal, no es exagerado en ningún aspecto.


El interior está enfocado al confort, a primera vista tenemos la central multimedia, que cuenta con el sistema Sync 3 de Ford compatible con Android Auto y Apple CarPlay, cuenta con un sistema de audio B&O PLAY. En frente al conductor tenemos instrumental de agujas para velocímetro y cuenta revoluciones (se agradece) y una pantalla entre estos, que cuenta con variada información del estado de la camioneta y en su zona superior tenemos datos de las temperaturas.



En los motores tenemos de serie un V6 de 3.3 litros e inyección directa con 282 CV y 343 Nm de torque. Tenemos un Ecoboost, 2.7 litros que va acoplado a una caja automática de 10 velocidades. El 5.0 V8 recibe algunas mejoras para mejorar su potencia y torque, no tenemos cifras por parte de la marca, se sabe que también irá acoplado a la caja de 10 velocidades.  Faltaba el diesel, 3.0 litros denominado PowerStroke, siendo el primero en ofrecerse en una F150.

0 Comentarios:

Publicar un comentario